Llámanos al 91 005 27 28

Carro de la compra - € 0,00

No hay artículos en el carrito de compras.

Volver a la Página Anterior

LELO Luna Beads Mini, sistema de bolas chinas

LELO Luna Beads Mini, sistema de bolas chinas

Precio Habitual: € 54,90

Oferta: € 49,95

Código: 35

Disponibilidad: En existencia

Resumen:

LELO no defrauda con sus Luna Beads Mini ya que es sin duda uno de los kits para Kegel más cómodos, y de mayor versatilidad gracias a sus pesos intercambiables. Fabricado con materiales seguros e ideales tanto para usuarias avanzadas como principiantes.


ENVÍO GRATUITO

Envío Gratis

Kit bolas chinas

Entidad adherida a Confianza Online

 

Detalles

Felicidades a todas aquellas amigas de Suelo Pélvico, con este modelo revolucionario ya no tienen escusas para adaptarse a la gimnasia pasiva y disfrutar de las ventajas que ofrece un Suelo Pélvico bien tonificado.

El sistema de Lelo Luna Beads Mini consta de un estructura de silicona y de dos juegos de bolas chinas con distintos pesos, que te permitirá elegir la combinación que mejor se adapte a tus necesidades, usar una bola únicamente, dos bolas a la vez... 

  • Materiales aprobados por la FDA: plástico ABS / silicona libre de ftalato
  • Acabado: mate de silicona / plástico ABS brillante
  • Tamaño (montaje doble): 72 x 31 x 15 mm
  • Tamaño (montaje bola única): 29 mm
  • Peso: 2 x 28 gr (rosa) / 2 x 37 gr (azul)
  • Contenido: 4 Mini Luna Beads, tira de unión de silicona, bolsa de satén para guardarlo
  • Garantía de 1 año
 

Consejos Prácticos para el empleo de tus Bolas Chinas:

Como en cualquier ejercicio, es necesario ser constante y progresiva en el tiempo de exposición a las Bolas Chinas para disfrutar de sus efectos y no sobrecargar la zona.

Si tu Suelo Pélvico está muy poco tonificado puede darse la circunstancia de que tu cuerpo no retenga por sí mismo las Bolas Chinas. Unos sencillos ejercicios de adaptación resolverán el problema.

Las Bolas Chinas aprovechan la energía cinética de su movimiento interno para estimular tu musculatura, por esta razón es necesario que no estés parada para poder beneficiarte de sus efectos. No es recomendable utilizarlas más de 35 minutos al día en las primeras semanas y conviene en este período "descansar" al menos en días alternos.

Limpieza //

Lava tus ejercitadores del Suelo Pélvico con agua del tiempo: ni fría ni caliente. Evita sumergirlos o dejarlos bajo el grifo con un caudal fuerte de agua.  Enjabónalos con tus manos realizando un suave masaje y evitando mojar partes electrónicas en caso de contar con esta posibilidad, sobre todo en aquellos juguetes no salpicables.

Para la limpieza de ejercitadores del Suelo Pélvico, utiliza un jabón neutro; natural; una solución bactericida apropiada o toallitas específicas. Una vez aclarados y limpios, seca siempre tus juguetes al aire para evitar residuos de trapos, papeles o toallas en su material de contacto directo. En caso de mojadura accidental de alguna parte electrónica, deja tu ejercitador del Suelo Pélvico desmontado en todas sus partes posibles y deposítalo en un lugar seco y ventilado, hasta que pierda cualquier resquicio de humedad.

Conservación //

Conserva tu ejercitador del Suelo Pélvico en un lugar fresco y seco, aislado de la luz directa del sol y cambios bruscos de temperatura. Infórmate del material de contacto directo en que está confeccionado para evitar posibles reacciones alérgicas a algún componente o su deterioro por empleo incorrecto de lubricantes, cremas, fluídos o jabones no adecuados o incompatibles con su composición. Recuerda que los lubricantes con  bases llamadas “de agua” son compatibles con todos los materiales. Si no vas a usar tu ejercitador del Suelo Pélvico (de materiales de contacto directo no rígidos)  por un largo período de tiempo, conviene guardarlo con una fina capa de talco natural sin aromas ni aditivos para conservar mejor sus cualidades.